Cómo configurar SPF y DKIM

Si tienes un sitio web y envías correos electrónicos desde tu dominio, es importante que te asegures de que tus mensajes no sean marcados como spam. Una forma de hacerlo es configurando SPF y DKIM. ¿Qué son? SPF es un registro DNS que especifica qué servidores de correo están autorizados para enviar correos en nombre de tu dominio. Mientras que DKIM es un método de autenticación de correo electrónico que te permite firmar digitalmente tus correos para demostrar que son auténticos. En este artículo vamos a explicarte cómo configurar ambos para que tus correos lleguen a la bandeja de entrada de tus destinatarios y no a la temida carpeta de spam. ¡Vamos a ello!

Autenticación SPF y DKIM: Guía práctica

Si eres dueño de un dominio y envías correos electrónicos desde ese dominio, es importante que te asegures de que tus mensajes no sean considerados spam o phishing por los servidores de correo de tus destinatarios. Para lograr esto, es necesario que implementes dos mecanismos de autenticación: SPF y DKIM.

¿Qué es la autenticación SPF?

SPF (Sender Policy Framework) es un protocolo que permite a los servidores de correo comprobar que los mensajes que reciben realmente provienen de un servidor de correo autorizado para enviar mensajes desde el dominio en cuestión. Para lograr esto, debes crear un registro DNS en el que especifiques qué servidores de correo están autorizados para enviar mensajes desde tu dominio. De esta forma, cuando un servidor de correo recibe un mensaje que supuestamente proviene de tu dominio, puede verificar que el servidor de correo que lo envió está autorizado para hacerlo.

¿Qué es la autenticación DKIM?

DKIM (DomainKeys Identified Mail) es otro mecanismo de autenticación que permite a los servidores de correo comprobar que los mensajes que reciben realmente provienen del dominio que dice ser el remitente. DKIM funciona mediante la firma digital de los mensajes, lo que garantiza su autenticidad. Para implementar DKIM, debes agregar una clave pública de firma a tus registros DNS, y configurar tu servidor de correo para firmar digitalmente todos los mensajes que envíes.

  Cómo configurar Marketplace Facebook

¿Cómo configurar SPF y DKIM?

Para configurar SPF y DKIM, debes seguir los siguientes pasos:

  1. Crea un registro DNS SPF para tu dominio y especifica qué servidores de correo están autorizados para enviar mensajes desde tu dominio.
  2. Agrega una clave pública DKIM a tus registros DNS.
  3. Configura tu servidor de correo para firmar digitalmente todos los mensajes salientes con la clave privada correspondiente a la clave pública DKIM que agregaste a tus registros DNS.

Es importante tener en cuenta que la configuración de SPF y DKIM puede variar dependiendo del proveedor de correo o del servicio de alojamiento de tu sitio web. Por lo tanto, es recomendable que consultes las guías de configuración específicas de tu proveedor para asegurarte de que todo se configure correctamente.

Siguiendo los pasos adecuados, podrás implementar estos mecanismos de manera efectiva y garantizar la autenticidad de tus mensajes.

Configurando DKIM en tu servidor

Si estás buscando mejorar la seguridad y autenticidad de tus correos electrónicos, configurar DKIM en tu servidor es una excelente opción. DKIM, que significa DomainKeys Identified Mail, es un método de autenticación de correos electrónicos que asegura que el remitente es quien dice ser.

Para configurar DKIM en tu servidor, sigue estos pasos:

  1. Genera las claves DKIM: Lo primero que debes hacer es generar un par de claves pública y privada DKIM en tu servidor. Esto se puede hacer con herramientas como OpenDKIM o OpenSSL.
  2. Agrega la clave pública DKIM a tus registros DNS: Una vez que hayas generado las claves DKIM, debes agregar la clave pública a tus registros DNS. Este paso varía según el proveedor de alojamiento, pero generalmente se hace a través del panel de control del DNS.
  3. Configura el servidor de correo para firmar los correos con DKIM: Por último, debes configurar el servidor de correo para firmar todos los correos salientes con DKIM. Esto se hace agregando la clave privada DKIM al servidor de correo y configurando el software de correo para firmar los correos con la clave privada correspondiente.
  Cómo configurar un switch de red

Una vez que hayas completado estos pasos, tu servidor estará configurado para enviar correos electrónicos autenticados con DKIM. Esto mejorará la seguridad de tus correos electrónicos y reducirá la probabilidad de que tus correos electrónicos sean marcados como spam.

Recuerda que la configuración de DKIM es solo una parte de la autenticación de correos electrónicos. Para una seguridad óptima, también debes configurar SPF y DMARC en tu servidor. En nuestro artículo «Cómo configurar SPF y DKIM», te explicamos cómo hacerlo.

Ahora ya sabes cómo ajustar tus configuraciones de SPF y DKIM para mantener a raya a los impostores y mejorar la entrega de tus emails. Con estos pasos sencillos, tu dominio estará más protegido y tus mensajes llegarán con la etiqueta de ‘legítimos’. ¡Espero que este tutorial te haya resultado útil! Si tienes dudas o quieres profundizar más, no dejes de investigar y consultar fuentes confiables.

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *